Apuestas en línea internacionales, un gran reto para los países latinoamericanos

La industria de los juegos de azar y los casinos se ha consolidado en los últimos años en los países latinoamericanos, creciendo a un ritmo realmente impresionante. Es un sector dinámico, innovador y que ha contribuido mucho con su importante aporte en impuestos en estos países.

Con la apertura de las apuestas online, se permite que los jugadores locales puedan participar en apuestas que se realizan en páginas internacionales, lo que afecta los ingresos por concepto de impuestos, ya que estas empresas pagan impuestos al país en el que se encuentran registrados y no le aportan nada a su país de origen.

En Chile, los juegos de azar están regulados desde hace relativamente muy poco, sin embargo, generan beneficios tributarios muy importantes y tienen como reto establecer normas para regular a las plataformas internacionales para que empiecen a dejar mejores recursos para el país.

Mientras que, en Argentina, la regulación para el mercado de las apuestas deportivas, los juegos de apuestas virtuales, los casinos y las máquinas electrónicas de juegos de azar, se estableció hace muy poco tiempo, los controles son estrictos y reciben una alta contribución en materia de impuestos. Además,  los apostadores pueden realizar comparaciones para encontrar los mejores sitios para apostar.

En Perú, el marco legal para la actividad de las apuestas en línea y los juegos de azar tiene ya sus reglas del juego muy bien establecidos y los rendimientos tributarios son en la actualidad uno de los renglones más importantes en la economía del país andino.

Para Colombia, el ingreso que proviene de los juegos de azar y los casinos, represente un importante ingreso para cubrir los gastos que la salud pública tiene cada año, además que este sector genera por lo menos 200 mil empleos directos, algo que beneficia mucho la economía del país.

Para Brasil, están cambiando de forma radical las políticas de gobierno, en lo que respecta a los juegos de azar y las apuestas online y se encamina a convertirse en uno de los mercados más grandes del mundo y, además reglamentado.  En los próximos años, los brasileños podrán jugar de forma legal y segura.

En México, los juegos de azar online están autorizados, pero, no cuentan con una regulación que permita controlar de forma segura y establezca directrices para el control eficaz en este sector.

Los casinos online tienen una oferta tan amplia que es fundamental hacer comparaciones entre los distintos sitios, para que el jugador sienta que tiene la garantía de desarrollar la actividad de forma saludable, con las mejores opciones de que su apuesta alcanzará la mayor rentabilidad. Al mismo tiempo garantizar que, en el país, es la mejor oferta.

Es muy importante la legalización de la industria relacionada con los juegos de azar y el reto que enfrentan, sobre todo teniendo en cuenta que, la cifra multimillonaria que manejan, tienen un gran potencial en Latinoamérica.

Los países latinoamericanos alientan las inversiones extranjeras directas, lo que está siendo aprovechado por los empresarios de los juegos de azar y las apuestas.